Amontillado Viejo Tauromaquia: Memorable

Hoy nos vamos a Montilla a probar el Amontillado Viejo TAUROMAQUIA, del grupo Pérez Barquero. Uno de esos vinos que como dice el maestro Jesús Flores sería “un vino de genuflexión”, es decir, para tomar de rodillas.

100% Pedro Ximénez, con unos 10 años de crianza biológica bajo velo de flor y más de 15 de crianza oxidativa. Un tesoro, la maquina del tiempo, porción de historia metida en una botella. Un vino con una complejidad y finura extremas.
Y uno, que ha tenido la suerte de transitar hace muy poquito las tierras del Consejo Regulador Montilla Moriles, no tiene más remedio que quitarse el sombrero.
Aviso a navegantes. Ojo con Montilla-Moriles que está despertando de su letargo, abriendo los ojos, mostrando al mundo la versatilidad, riqueza y tradición de la Pedro Ximénez. Un potencial que SIEMPRE estuvo ahí, pero que se mostraba algo tímido, inseguro, indeciso a la hora de arrancar. Afortunadamente hace ya algún tiempo que decidieron dar el paso. Y creanme, esto ya no hay quien lo pare.

Ficha de cata:

· Amontillado Viejo Tauromaquia – Gracia Hnos. (Grupo Pérez Barquero)

· DO Montilla-Moriles

· 100% Pedro Ximénez

· 12,50€ aproximadamente

· VALORACIÓN PlusVino: 9